Blog de la revista Pellagofio (Semana 01, 3 enero 2011)


 

Edición semanal digital de la revista Pellagofio

 

 

PORTADA VIRTUAL
• Ya no van los cadillacs al cementerio inglés de Las Palmas

El cementerio inglés de Las Palmas ha recibido al fin el reconocimiento legal que merecía: ha sido declarado Bien de Interés Cultural con categoría de Monumento. No quiere eso decir que haya mejorado su situación actual respecto a la anterior de rincón casi olvidado de la ciudad. PELLABLOG ofrece las impresiones de Selena Millares (profesora de la Universidad Autónoma de Madrid), quien acaba de recorrerlo. Se construyó por el escándalo que causó el enterramiento extramuros de la ciudad de una ciudadana protestante que no fue aceptada en el cementerio católico de Vegueta en 1829. Hace 30 años todavía llegaban a su puerta cadillacs de prominentes miembros de la comunidad británica local.

 

SÓLO UNAS PALABRAS COMENTARIO DEL EDITOR

Cumplimos dos años de edición semanal

PELLABLOG inició su andadura con el año 2009 como respuesta digital a los altos costes de la edición papel de PELLAGOFIO

Aunque las fechas navideñas ralentizan la edición semanal de PELLABLOG, desde enero de 2009 acudimos fielmente a la cita semanal con los lectores de PELLAGOFIO. La revista se ha consolidado como publicación periódica digital y cumplimos dos años de edición ininterrumpida. PELLABLOG nació como alternativa a los altos costes de nuestra edición papel (que seguimos empeñados en recuperar, del mismo modo que otros se empeñan en ponerle trabas) y ha obtenido un amplio seguimiento que crece día a día. La próxima semana ofreceremos los datos de nuestra audiencia lectora.

ESCRIBA SU COMENTARIO SOBRE ÉSTOS TEMAS O CUALQUIER OTRO ASUNTO
en la dirección: buzon.pellagofio@gmail.com O TAMBIÉN AL PIE DE ESTA PÁGINA

 

¡Descubre el nuevo sitio web de nuestra revista!

LA REVISTA PELLAGOFIO EN NUESTROS ARCHIVOS

HISTÓRICO DE LA EDICIÓN SEMANAL
• La primera portada de PELLABLOG

La primera semana de 2009 se dio a conocer la PELLABLOG como edición semanal digital de la revista PELLAGOFIO. Cumplimos ahora dos años de exitosa trayectoria en lo que se refiere a aceptación del producto entre nuestros cada vez más lectores. Pero no fue hasta la semana 21 de ese año que PELLABLOG tuvo rostro en forma de portada virtual, aunque no haya versión impresa. Es una forma práctica y útil de identificar cada número de la edición semanal de PELLAGOFIO. (Para acceder, haga clic sobre la imagen de portada.)

HISTÓRICO DE LA EDICIÓN MENSUAL
• La primera revista PELLAGOFIO

La edición mensual de PELLAGOFIO sigue congelada (dos años y medio ya) en el momento de comenzar el año 2011. La primera portada de la revista con esta cabecera (que siguió la estela de su predecesora Ruta Archipiélago) fue con el nº 25, de octubre de 2006. Estuvo dedicada su portada a las semillas que se extiguen y a la labor de aquellos que trabajan por rescatarlas y preservar la riqueza de conservar la biodiversidad agrícola. (Para acceder, haga clic sobre la imagen de portada.)

Acceso rápido a otros contenidos en este PELLABLOG:

• TABLÓN DE NOTICIAS > breves y frescas...

Pedro Rodríguez Dios, en el Top 20 de los mejores chefs jóvenes de España

• WEBS PELLAGOFIO > acceso a otras páginas del grupo...

James Joyce, el comic ‘Dublineses’ y el ‘canary sack’

FRASES

INVESTIGACIÓN CIENTÍFICA OCULTADA, “PARA NO IRRITAR A MARRUECOS”

 

“El territorio de las islas [Canarias] se extiende más allá de las actuales 200 millas náuticas bajo soberanía española”

España ha financiado y desarrollado una investigación científica para determinar la extensión de los fondos marinos canarios. “Es como probar que los pies de una persona sumergida hasta la cintura en una bañera pertenecen a esa persona”. Pero cuando se iba a informar en rueda de prensa de los descubrimientos de dicha investigación, el Gobierno decidió suspenderla... ¿¡por temor a la reacción de Marruecos!?. “Al oeste de Canarias no hay ningún tipo de conflicto, porque son aguas internacionales. Fue un error suspender la información. No somos piratas que vamos a ampliar las fronteras por la noche, es una investigación transparente”, se han quejado los científicos (Público, 30-XII-2010).

ENLACE con artículo “El Gobierno ocultó una expedición científica para no irritar a Marruecos” en la edición web de Público:
Haga clic aquí

 

EL REPORTAJE DIGITAL

El cementerio inglés de Las Palmas de Gran Canaria (1834) ha sido declarado Bien de Interés Cultural en 2010, pero sigue siendo un rincón olvidado de esta ciudad. Allí yacen anónimos marineros, toda clase de viajeros del viejo imperio británico y relevantes personalidades de la colonia británica en Canarias.

Historias del imperio inglés en un puñado de tumbas

El Gobierno de Canarias aprobó en mayo de 2010 el Decreto 45/2010, de 29 de abril, que declaró Bien de Interés Cultural con categoría de monumento al cementerio inglés de Las Palmas de Gran Canaria. El último enterramiento en este camposanto protestante tuvo lugar en 2005; el primero se remonta al 4 de diciembre de 1835 (un desconocido marinero: G. Willians) y pocas semanas después, el día de Navidad, el de Mary Swanston, la esposa de uno de los más prominentes hombres de negocios de la capital grancanaria: James Swanston. Pese a todo, el cementerio es hoy un lugar olvidado de la ciudad que recibe muy pocos visitantes y menos cuidados. A continuación, PELLAGOFIO ofrece a sus lectores las impresiones de la profesora de la Universidad Autónoma de Madrid Selena Millares, que lo acaba de recorrer y lo describe para PELLABLOG. Y después, algunos extractos del Decreto con detalles de la historia de este singular rincón del imperio británico en las islas Canarias.

A vista de pájaro
El sendero que recorre la Loma Sur de Las Palmas y desemboca en el barrio de San Juan depara al caminante no pocas sorpresas... Entre ellas, una de las vistas más privilegiadas de la ciudad, algo que ya apreciaron quienes construyeron el fuerte que allí se alza retando al tiempo. También esconde esa ruta búnkeres en perfecto estado: su forma externa evoca los cascos de la guerra, o el cráneo de grandes saurios con sus fauces abiertas; sus túneles perforan la loma con sinuosos pasadizos que también conservan huellas de cables, teléfonos, armas y dormitorios, convertidos durante la segunda guerra mundial en vigilantes de nuestras costas y testigos de tantas cosas...
Y de repente, el cementerio inglés
Rincones de nuestra historia que hablan por sí solos, en esa altura donde el viento parece confundirse con voces antiguas, en tanto la mirada divisa una multitud de casitas de colores alegres que se encarama por su falda, bulliciosas y enmarañadas. Sus azoteas componen una caótica geometría frente al mar, y entre ellas, de pronto, emerge un contrapunto solemne y silencioso: el llamado cementerio inglés.
Refugio del último sueño
Creado en 1834 en el corazón de lo que entonces fuera una vega verde y sosegada junto al mar, fue financiado conjuntamente por el gobierno de Gran Bretaña y los británicos que habitaban la isla, a fin de que los protestantes pudieran refugiar en ese espacio también su último sueño.
Leyendas de lápidas para una novela
Aún en uso, las leyendas de sus lápidas componen casi una novela: hay allí personajes ilustres y también humildes marineros, aristócratas y aventureros, tal vez unidos todos por esa fascinación que todo isleño siente por cualquier isla, que a su modo es siempre nave, siempre viaje, siempre vocación incontestable por ese mar que aquí, tan cerca, les acompaña con su susurro como una postrera canción de cuna.
Cuatro sirvientes negros
En sus epitafios las historias se entrelazan: la de Blanche Lavinia Ladd, de Liverpool, que murió durante un viaje de turismo en los últimos días del nefando julio de 1936; la de Victor Archibald Scantlebury, misteriosamente asesinado el 24 de diciembre de 1941, a los 24 años, en el lejano Hong Kong; la de Edwardina Wilmot –Nina– la dama de Liverpool que murió durante su regreso de Sierra Leona y fue aquí enterrada, en tanto una mano anónima depositó también allí su fotografía, vestida de blancos encajes y transportada bajo palio por cuatro sirvientes negros...
“Died for Africa”
También yace allí Henry Biddle, de Cincinnati, médico misionero en el Congo, cuyo emotivo epitafio recuerda que en 1898 “he died for Africa”; y el Coronel Sir Alfred Burdon Ellis destinado en la India y fallecido en 1894; o el honorable Samuel John Forster, miembro del consulado de la colonia de Gambia; y el Capitán Samuel Moore, del regimiento irlandés en Sierra Leona; o la neozelandesa Edith Hunt, fallecida en alta mar en una travesía del barco Ulysses en 1927...
De los cadillacs al olvido
Cuenta la guardiana de las llaves del cementerio que hace treinta años aún podían verse llegar lujosos cadillacs con ramos de flores para los habitantes del camposanto; ahora, en cambio, toda esa diversidad de tumbas, en cuyos recintos crecen caprichosamente dragos y palmeras desdibujando la cuidadosa configuración de los túmulos, sólo comparten el olvido.
Lo que dice el Decreto
El origen de este cementerio lo explica el Decreto así: “...al fallecer la esposa de Benjamín Walter fue denegada la solicitud de enterrar su cuerpo en el Cementerio Católico de la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria por lo que el 9 de febrero de 1829 fue enterrada, de acuerdo con los ritos protestantes, en los extramuros de la propia ciudad. Este hecho, que causó una gran conmoción y preocupación, aparece sentado en un libro que se encuentra en el Consulado Británico de Las Palmas de Gran Canaria (...)”.
50 libras por dos
“En consecuencia, a principios de 1830, algunos residentes británicos junto al Vicecónsul decidieron adquirir un terreno para destinarlo a cementerio, propiedad a la que contribuyó el Gobierno de S.M. británica con 50 libras con la condición de que los residentes en la isla pusieran una cantidad igual. Según la documentación obrante en el expediente, finalmente el terreno fue cedido por el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, en lo que hoy es la ladera y el barrio de San José, en aquel entonces, alejado del casco urbano amurallado”.
El cónsul que cerró la puerta a una yanqui
“En 1874, el cónsul de los Estados Unidos de Norteamérica en Tenerife solicita de su colega británico que el cadáver de una señora americana fallecida en aquella isla pudiese ser enterrada en el cementerio ya que en Tenerife no había equivalente. Mr. Houghton [el cónsul británico] rechazó la solicitud alegando que sólo los ingleses tienen derecho a ser enterrados en el cementerio de San José que era apenas suficiente para el creciente número de británicos establecidos en Las Palmas de Gran Canaria, y añadió que en un reciente cambio de la legislación española se permitía el entierro de no católicos en el cementerio público de Las Palmas, lo que suponía era de aplicación en Tenerife. Esta decisión no fue respaldada por los miembros de la destacada colonia británica y el cónsul norteamericano elevó su queja a la superioridad. Como resultado Mr. Houghton fue reprendido, lo que dio lugar a dimitir de su cargo tras 37 años de ejercicio”.

El cementerio inglés aparece hoy encajonado entre las casas del barrio de San José. En 1834 fue construido en una ladera en las afueras del recinto amurallado de la ciudad por iniciativa de empresarios británicos residentes en Canarias.

El primer enterramiento tuvo lugar aquí en 1835 y fue un anónimo marinero de apellido Williams. No fue el último y algunas tumbas presentan hoy este humilde aspecto.

La lápida de Henry Biddle, médico misionero en el Congo que murió en 1898 “por Africa”.

Edwardina Wilmot –Nina– yace en el cementerio inglés de Las Palmas al fallecer durante su regreso a Liverpool desde Sierra Leona. En su tumba se la puede ver de esta guisa en el país africano: vestida de blancos encajes y transportada bajo palio por cuatro sirvientes negros.

Frondosos árboles y arbustos hunden sus raíces en algunas tumbas, donde la semilla depositada sobre el fallecido cobra vida de modo generoso.

Samuel John Forster es otro de los numerosos funcionarios británicos de Sierra Leona enterrados aquí. Su epitafio se 'escurre' peldaños abajo desde la cruz de su tumba.

Pasajera del 'S.S. Ulisses', Edith Georgina Hunt falleció durante la travesía y fue desembarcada en Las Palmas a la que sería su última morada.

Asesinado en Hong Kong, la víspera de la Navidad de 1941, Victor Archibald se reunió con su madre Alice Scantlebury al fallecimiento de ésta en 1951 en el descando eterno de esta tumba del cementerio inglés de Las Palmas.

La semilla de un drago acompaña a otro fallecido en el cementerio protestante de la capital grancanaria.

Matrimonio reunido en uno de los enterramientos más recientes de este cementerio: 1989.

 

Textos: Redacción Pellagofio y Selena Millares.
Fotografías: Yuri Millares (encabezado), Tato Gonçalves (detalle de vista aérea del cementerio) y Selena Millares.

 

Cruces de hierro para tumbas humildes se amontonan, olvidadas y oxidadas, en una de las paredes.

TABLÓN DE NOTICIAS

CANARIAS, INFORMACIÓN Y CULTURA

Pedro Rodríguez Dios en el Top 20 de los mejores cocineros españoles

El periódico económico Expansión ha publicado lo que denomina “El Top 20 de los jóvenes cocineros españoles”: “Algunos son dueños de sus propios negocios, otros ya han obtenido distinciones como una estrella Michelin y todos tienen en común una brillante carrera que les posiciona como los actores que contribuirán a mantener el liderazgo gastronómico de España en el mundo”, explica el reportaje. En este Top 20 figura un sólo cocinero que desarrolla su labor en las islas Canarias: Pedro Rodríguez Dios, jefe de cocina del restaurante La Gañanía (Puerto de la Cruz, Tenerife), habitual colaborador y amigo de quienes hacemos PELLAGOFIO, desde donde le transmitimos la enhorabuena por este nuevo éxito de su carrera profesional.

“Nacieron entre la década de los setenta y principios de los ochenta, lo que les sitúa como testigos y actores de la revolución gastronómica española liderada por Ferran Adrià en la última década. (...) Conocen la dureza de un oficio que impone vivir a deshora en jornadas maratonianas.
Pero son afortunados por crecer profesionalmente en el entorno social actual, que da un valor creciente a la cocina, un sector económico que, incluso, es considerado como un arte en determinados ámbitos. Están formados, han ido a escuelas, han viajado y han aprendido de maestros como Adrià, Martín Berasategui y Juan Mari Arzak. Éste es el perfil de la última generación de cocineros españoles que está liderando la nueva etapa de la gastronomía española.
Expansión ha seleccionado 20 jóvenes chefs españoles, teniendo en cuenta criterios como las distinciones y reconocimientos obtenidos, su probado talento y la proyección de su carrera”.

Pedro Rodríguez Dios (Los Realejos, 1971) se dio a conocer como cocinero especializado en la cocina dulce en el restaurante El Duende. Pero la merecida fama de este cocinero por su exquisitez y creatividad con los postres parecía ocultar que en la cocina salada también tiene mucho que decir y ofrecer. Y lo está demostrando desde octubre de 2006 en el restaurante La Gañanía (922 371 000), donde es el jefe de cocina. “Se come muy bien en muchos restaurantes, pero lo que te diferencia del resto son los detalles”.

WEBS PELLAGOFIO

ESTA SEMANA, EN NUESTRA RED

 

James Joyce, el comic ‘Dublineses’ y el ‘canary sack’.
vinos de Canarias

senderos de Canarias

Fuerteventura estrena 2011 con 255 kilómetros de senderos rehabilitados

 

‘CanariTapa’, presentación única y original del recetario tradicional canario de tapas y enyesques.

 

► PARA ANUNCIARSE EN LAS WEBS DEL GRUPO PELLAGOFIO, ESCRIBA A: pellagofio.director@gmail.com



Felicidades

Felicidades por estos 2 años de información, para nosotros de aprendizaje y conocimiento.
Esperamos pronto verla en papel.

Tato Gonçalves

brand levitra buy brand viagra spying on mobile